domingo, 16 de agosto de 2020

Reseña Conjunta #109: Shadows, Oblivion y Onix – Jennifer L. Armentrout


¿Sabéis? La saga Lux fue de las primeras que leí. De hecho, ni siquiera había llegado a España y solo estaban publicados en inglés Obsidian, Onix y Opal. Y siempre me ha gustado y me sigue gustando, incluso después de habérmela leído más de tres veces… aunque la tuve que dejar hace tiempo por el último o el penúltimo libro. No me preguntéis porqué, seguramente me agobiaría por la cantidad de libros que tiene, entre precuelas y escenas adicionales especiales…


Por supuesto, el hype de por aquel entonces fue brutal (podría tener fácilmente trece o catorce años, así que fijaos si ha llovido). A día de hoy me sigo descojonando de risa con la pareja protagonista principal de la saga (Katy y Daemon) y sus ocurrencias.


Pero primero comenzaré hablando de Dawson, el hermano gemelo de Daemon, protagonista junto a Bethany de la precuela Shadows. Y es que esta vez, el orden de lectura que he seguido lo he variado un poco: primero Shadows, después Oblivion y por último Onix, sin pasar por Obsidian. La razón es muy sencilla: no había leído los acontecimientos que pasan en Obsidian desde el punto de vista de Daemon y me ha parecido el momento idóneo, sobre todo por este encierro que estamos sufriendo el planeta entero. Digamos que algo bueno tenía que tener… el COVID-19 me ha hecho volver a este mundo donde los luxen y los arum son dos razas alienígenas enfrentadas desde los siglos de los siglos. Y al que estoy segura de que seguiré volviendo, porque sinceramente, esta saga es inolvidable, o por lo menos a mí me lo parece. También tiene que ver con que Armentrout es de mis autoras favoritas, porque me he leído ya prácticamente todas sus sagas y trilogías, salvando alguna novela suelta entre medias.


Dawson no podía ser más distinto de Daemon, pese a tener los mismos rasgos y los mismos ojos verdes tan sobrenaturales y característicos: tranquilo y risueño. En cuanto Bethany llega a su vida, ya no hay otra chica para él. Lo de ellos fue amor a primera vista, profundo y eléctrico. Un amor que podría derribar cualquier situación: la oposición de la propia raza de Dawson, las dudas e incluso la muerte. Se podría hablar casi de un tsunami por la intensidad de sus sentimientos.


Dejarme deciros una cosa, porque ya sabéis que en esta reseña tan especial van a haber spoilers, sobre todo cuando pase de un libro a otro: la noticia de la muerte de Dawson fue tan dolorosa y tan impactante para su hermana Dee y para Daemon que un año después de lo que le sucedió y de la visita de los miembros de Defensa a la familia, la llegada de Katy a la casa de al lado no llega en el mejor momento para Daemon, ese chico arrepentido por no haber actuado cuando debió hacerlo para que su hermano no terminara muerto por su enamoramiento por una humana.


Enamorarse de un humano no es lo usual entre los luxen y Daemon cree que podría haberlo evitado. Si tan solo hubiera actuado a tiempo, en ese momento su hermano estaría con él, la antítesis de todo lo que es Daemon, como ya he dicho.


Daemon es sobreprotector con sus seres queridos y daría lo que fuera por ellos si alguna vez se encontraran en peligro. Cree que su deber es cuidarles por ser el más fuerte de entre los suyos. Por eso, la hostilidad que siente hacia la pobre Katy de primeras nos ofrece una perspectiva de lo que es él: arrogante, sabelotodo, egocéntrico, soberbio y un capullo. Tiene que serlo si quiere poner a salvo a lo que le queda de familia, sea ser Dee y los hermanos Thomson. Y todo esto lo sé porque Oblivion está narrado desde su punto de vista y según iban pasando las escenas, tenía vagos recuerdos de Obsidian, el libro narrado desde el punto de vista de Katy. Por supuesto, esta chica no entiende que es lo que pasa con este muchacho. Sí, es guapo. Mucho más, es sexy, pero cuando abre la boca pierde todo su encanto.


En Oblivion entendí las razones por las que Daemon trata como trata a Katy. Antes ya me había hecho una idea, pero el libro es bastante revelador.



Lo que no cambia son las épicas batallas verbales entre los dos y tan ingeniosas. Lo mejor, lo juro. El tira y afloja que tienen. Porque claro, eso de tener sentimientos el uno por el otro está más que descartado. Son tan cabezones como adorables.


Y no es hasta que pasa algo bien gordo que no se dan cuenta de que, por lo menos, se atraen.


En Onyx, Katy cree que la conexión que les une es lo que hace creer a Daemon que la quiere y ella lo que quiere es tener una relación como la que tuvieron sus padres: sincera y real. En este tomo, Daemon hace todo lo que está en su mano para demostrarle a Katy que lo que siente por ella es real y no fruto de ninguna conexión. Aquí entra en juego Blake, el chico nuevo que llega a Virginia Occidental.


Brad, Bart… no sabéis como me he reído con Daemon cuando se dirigía a él, junto con sus desprecios. Era realmente ingenioso, cosa que no le parecía tan graciosa a Katy.


Por lo que he podido comprobar, estos libros (cuatro si incluyo Obsidian) cierran un capítulo muy importante de la historia: la del tira y afloja de Daemon y Katy. Saben que es muy peligroso estar juntos, saben que si el Departamento de Defensa llega a saber sobre su relación todo se irá a la mierda… y saben que es muy peligroso confiar en alguien más, sobre todo en alguien como Blake. Aquí se ponen a prueba los sentimientos y la confianza, y que me aspen, lo mejor de la lectura no es el objetivo (declarar los sentimientos) sino el camino hacia ellos.


En este tomo también comienzan a revelarse ciertos secretos relacionados con su hermano Dawson y podemos comenzar a intuir que fue lo que les pasó realmente.


En el ecuador de la historia, así me siento. Aún me quedan tres libros (y el primero de la saga Arum) por delante y mucho fangirleo o como se diga.


Por último, quería resaltar lo monas que son las portadas nuevas que Armentrout puso hace poco a la saga. No me malinterpretéis, no es que no me gusten las de Plataforma Neo, pero estas me gustan mucho más, como que revelan mucho más de la esencia de cada una de las novelas que componen la saga.


Por supuesto, la saga está recomendadísima: las risas están aseguradas y el romance os harán encogeros los deditos de los pies.


3 comentarios:

  1. ¡Hola! 🖐
    Me leí el primer libro pero no seguí con la saga, tal vez algún día me anime a darle la oportunidad.
    Te espero en mi blog 👇
    Obsesión por la lectura 📚

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!

    No me acuerdo dónde lo dejé pero más o menos como tú jajaja Llevo un tiempo queriendo terminarla, así que igual me la releo para desempolvar y terminarla al fin.

    ❊ Leer Sin Límites ❊
    Un besazo! ♥

    ResponderEliminar
  3. Yo fui una fan fan de estos libros me engancharon tanto que no quería parar de leer sobre la historia. Lo que veo es un libro que no he leído y no me suena es el de obssesion no tenia ni idea de el. Esta saga me parece increíble y que ojala hagan una adaptación fiel.

    Besos💋 y me ha encantado tu entrada tan detallada.

    ResponderEliminar

No te hagas de rogar, además, sé que lo estás deseando...¡Déjame un comentario! :D

Pd: No me dejeis comentarios que no estén relacionados con la entrada. De lo contrario serán eliminados.